La revolución de los claveles: una transición a la democracia pacífica y exitosa

La revolución de los claveles: una transición a la democracia pacífica y exitosa

En 1974 Portugal logró concluir con una de las dictaduras más largas de Europa luego de medio siglo de gobiernos de carácter autoritario. Esta es la historia de dicho suceso agrupado bajo la iniciativa de Los Capitanes de Abril. 

 

La historia raramente transcurre de forma lineal. Lo que parece ser una estructura pétrea, rígida e inamovible puede cambiar en un abrir y cerrar de ojos.

Esta descripción calza perfectamente con lo que fue La Revolución de Los Claveles en Portugal, hecho ocurrido el 25 de Abril de 1974,  donde el país localizado en la Península Ibérica logró acabar con una dictadura que se mantenía al poder desde 1926  constituida en el denominado Estado Novo por Antonio de Oliveira Salazar y después Marcelo Caetano,  en una sociedad hasta ese entonces socialmente conservadora  fuertemente católica y aislada del resto de Europa.

Pero, ¿cómo sucedieron los hechos para llegar hasta ese acontecimiento?

Portugal, a pesar de ser una nación  pequeña geográficamente, logró convertirse en una potencia económica y colonial albergando territorios de ultramar desde Brasil en Latinoamérica hasta Macao en la China. También los obtuvo en África en donde Angola, Mozambique y Guinea-Bissau formaron parte del caudaloso imperio portugués.

Es en estos lugares del continente africano donde a principios de los 70, Portugal lideraba una costosa y sangrienta guerra en contra de las colonias que deseaban obtener su independencia. Un pequeño grupo de militares de las fuerzas armadas portuguesas decide poner fin a esta situación creando el MFA.

 

…en la dictadura había un 80% de analfabetismo cifra que se redujo radicalmente hasta llegar al 4% en democracia.

 

 

Los capitanes Fernando José Salgueiro Maia y Otelo Saraiva de Carvalho son los responsables que en la noche del 24 de abril se acuartelaran en el mando clandestino de La  Pontinha en Lisboa a las 22:55 hrs.,  mientras en la radio sonaba la canción  “E depois do Adeus”, representante de Portugal en el Festival de Eurovisión,  la cual  era la señal de que la revolución comenzaba.

A las 00:25 hrs. del 25 de abril la radio Renascença emitió otra canción dirigida al mundo civil,  la cual sería el himno de la revolución, Grandola Vila Morena compuesta por el cantante Zeca Afonso. De ahí en adelante las principales guarniciones de ciudades como Oporto, Faro, Braga Y Viana do Castelo se rindieron ante el grupo de militares el MFA, de manera pacífica y sin poner resistencia.

En el amanecer de ese mismo día las tropas llegaron a la capital Lisboa, bajo el entusiasmo y la algarabía de la población. Una de las flores de temporada en la ciudad lusitana era el clavel y una de las floreristas Celeste Caeiro al no tener un paquete de cigarrillos para darle a un soldado recibió por parte suya esta flor dándole nombre a este acontecimiento.

 

 

 

Mirada a la historia

El académico de la Facultad de Gobierno de la Universidad Central Iván Wirtker continúa con este relato: “Lo primero que se constituye después del golpe, en la mañana del 26 es la Junta de Salvación Nacional, liderada por Antonio de Espinola,  liberan a los presos políticos y se produce un cambio muy fuerte en términos geopolíticos que es la desaparición del imperio portugués y es su metrópoli la que deja independizarse a las colonias africanas lo cual es un hecho sin precedentes”.

Después de la revolución retornaron desde el exilio los principales opositores políticos, el líder socialista Mario Soares y Alvaro Cunhal, del Partido Comunista. El dictador Marcelo Caetano murió desterrado en Brasil que estaba bajo una propia dictadura.

En 1975 se celebraron elecciones plebiscitarias para formar una asamblea constituyente que redactara una nueva constitución la cual fue promulgada en 1976, texto que tiene vigencia hasta el día de hoy.

Consultado respecto a cuáles son las principales fuerzas políticas en Portugal hoy en dia, Wirtker señala: “Existe un Partido Socialista de centro-izquierda y otro partido el socialdemócrata que curiosamente es de derecha, los cuales se han alternado en el poder formando una democracia multipartidista estable y exitosa que dura hasta el día de hoy”.

Respecto a cómo ha cambiado el Portugal dictatorial al democrático a 47 años de la Revolución de los Claveles las cifras son indesmentibles, en la dictadura había un 80% de analfabetismo cifra que se redujo radicalmente hasta llegar al 4% en democracia.

“Portugal era un país que se encontraba en Europa físicamente pero no de una forma cultural, era una isla completamente separada, hoy es una nación civilizada que está integrada a la Unión Europea y cuyos alumnos estudian a Erasmo de Róterdam, y están más preocupados de ser la hinchada de Cristiano Ronaldo, que de las coyunturas políticas”, haciendo alusión a la diversidad de intereses que tiene la sociedad lusitana.

Razones de sobra para decir que cuando la democracia gana, el pueblo gana.

 

Por: Joshua Abaud G.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Sube